Autopsia de mi matrimonio

Autopsia de mi matrimonio

"Según los expertos, nuestro primer error fue enamorarnos". // FOTO:Rodrigo Corral

POR: Mark Millhone
FECHA:2011-11-29

Nadie experimenta en cabeza ajena, pero aun así te ofrecemos este testimonio para que no cometas los mismos errores.

Entiendo por qué tener un ataque al corazón es una forma popular de morir. Hay cierta brevedad en ello. De repente estás disfrutando tus nuggets de pollo y en el siguiente segundo ya estás muerto. En realidad los divorcios son como los ataques al corazón. De repente estás casado y luego firmas unos papeles y te declaran muerto. El decreto de divorcio, tal y como la autopsia, establece la hora de muerte y la causa.

Pero es menos revelador que una autopsia. Después de haber firmado los papeles de divorcio y, con eso, terminado legalmente mi matrimonio de 10 años, contemplé la causa: “abandono constructivo”. Esto significa que, a pesar de que mi esposa, Rose, y yo vivimos bajo el mismo techo, de forma conjunta abandonamos nuestros roles como esposo y esposa. En otras palabras, el matrimonio fracasó porque fallamos en estar casados. Eso es como decir que la causa de muerte fue dejar de vivir.

Mientras que esto sea suficiente como para cumplir con los requisitos de la corte de Nueva York, nunca funcionaría en CSI. Por ello llevé a cabo mi propia autopsia del matrimonio, con la ayuda de media docena de expertos en el tema. En verdad quieres escuchar los resultados. ¿Por qué? Porque seguro cometes los mismos errores.

 

Descubrimiento 1 La evidencia retrospectiva sugiere que los sentimientos abrumantes de amor llevaron a la pareja a comprometerse a llevar a cabo componentes claves de la vida/metas que no apoyaban la felicidad individual a largo plazo. O… simplemente nos casamos cuando nuestro corazón nos lo sugirió

Cuando tomamos la decisión más importante de nuestras vidas, o sea: con quién queremos estar hasta que la muerte nos lleve, la mayoría de nosotros opera bajo los efectos de una droga. El cerebro enamorado está repleto de la hormona dopamina, responsable de hacerte sentir bien. De hecho, “el amor activa el mismo centro de placer que es afectado por la cocaína”, afirma la doctora Helen Fisher, antropóloga, bióloga e investigadora de la Universidad Rutgers, en Estados Unidos. Pero, ¿por qué los humanos escogerían a sus parejas en tales estados? “El animal humano no ha evolucionado principalmente para ser feliz”, afirma Fisher. “Evolucionamos para expandir nuestro ADN”. Es supervivencia. No se trata de buscar otra cosa.

Entonces, cuando Rose y yo nos conocimos y enamoramos, en realidad sentimos algo mucho más grande que nosotros: una motivación primordial para aparearnos. En lugar de actuar con la cabeza, actuamos con, bueno, nuestros genitales. Mal.

A esta motivación no le importó que acababa de terminar mi posgrado o que había decidido previamente que no iba a establecerme hasta que mi carrera funcionara a la perfección. También fue indiferente al hecho de que Rose fue criada en una linda familia judía donde se espera que el esposo sea el proveedor financiero de su elegida. Por ello, darle su vagón a un estudiante de cine sin un quinto no fue la opción más acertada.

 

Descubrimiento 2 La revisión del historial médico muestra grandes y exitosos esfuerzos destinados a concebir niños en la etapa inicial de la relación. O… tuvimos hijos poco después de casarnos

Justo después de casarnos, el reloj biológico de mi esposa comenzó a sonar. No es que no haya sido cómplice en prestar atención (significó que tendríamos mucho sexo). Excelente trabajo si lo encuentra ¿no? Y era las dos cosas: excelente y trabajo. Concebir es como si tuvieses un ménage a trois con una gráfica de fertilidad. Lo que se supone sería una experiencia íntima ahora lo compartíamos con los doctores y nuestras familias. “¡Ya queremos conocer a nuestro nieto!”, decían. El problema es que hacerle un nieto a alguien más no es muy atractivo que digamos. “El aspecto más único de una relación romántica no es el amor, sino la intimidad”, dice el experto en relaciones David Deida, autor de The Enlightened Sex Manual. “Amamos a mucha gente, pero lo que hace verdaderamente única a una relación es la intimidad que compartes sólo con tu pareja. Nadie más entra ahí”.

Cuando queríamos concebir, comenzamos a llamar al sexo “intento”. Como por ejemplo “intentaremos este mes”. Todos esos intentos nos dieron dos niños que para mí son lo más importante en la Tierra. Pero también complicó la relación física entre Rose y yo el resto de nuestro matrimonio.

“Los recuerdos de la pasión de los primeros años ayudan a darle dirección a la profundidad del romance de los siguientes años del matrimonio”, dice Deida. Mientras que otras parejas pueden mirar hacia atrás y decir: “Siempre tendremos a París”, nosotros nos atoramos en “Siempre tendremos el motel de paso de la carretera que tuvimos que usar en el periodo de ovulación”.

 

Descubrimiento 3 El poco exitoso esposo escritor asumió las responsabilidades primarias de cuidado de niños, mientras que la exitosa esposa de negocios se ocupó de traer comida a la mesa. O… quebramos, incómodamente, estereotipos de género

Rose ganaba más dinero que yo. Y no un poco más. Con frecuencia me sentía como el gasto ocasional en su presupuesto. Y aunque un tercio de las esposas ganan más que sus maridos en estos días, nunca me sentí cómodo con ese hecho”. Para muchos hombres, la identidad y autoestima dependen del éxito laboral”, dice la doctora Brenda Shoshanna, autora de Why Men Leave“Cuando una esposa gana más, el esposo se siente como si no fuese el hombre de la casa”.

Una complicación extra fue decidir trabajar en casa para cuidar al bebé nuevo (una gran idea que no nos cayó bien). Cuando sonaba el teléfono de su línea de trabajo yo estaba atorado en pañales, mientras la contemplaba con envidia. Mientras tanto, cuando ella hablaba por teléfono, me observaba con envidia cambiar pañales. Casi era chistoso. Casi.

 

Descubrimiento 4 La frase “en las buenas y en las malas” por lo regular mostró variaciones hacia las “malas” cuando hubo episodios de muerte/enfermedad/lesión en un miembro de la familia. O… el caos se volvió nuestra zona de confort

Durante el año infernal de nuestra familia, una nueva crisis tocaba a nuestra puerta cada cuatro semanas. Era como si nos hubiéramos inscrito sin darnos cuenta en el club de la tragedia. La hipervigilancia que mi esposa y yo realizamos no acababa en citas nocturnas o en momentos en donde nos tomábamos la mano. Cuando el fin del mundo se vuelve tu zona de confort, cada crisis en realidad es un alivio del estrés resultante de las preocupaciones de qué sucederá después.

Llegó al punto de sentirme más cerca de mi esposa cada vez que ibamos al hospital. Esas eran nuestras citas.

Según el doctor Joseph LeDoux, neurocientífico y autor de The Emotional Brain, las memorias del miedo están codificadas en una parte de nuestro cerebro llamada la amígdala. Entonces, mientras que mi lógico hipocampo y mi corteza frontal comprendía que el año infernal había terminado (y que mi esposa era una persona diferente a esa horrible experiencia) la historia no era tan clara en la amígdala. A la larga, dice LeDoux, mi esposa y yo nos asociamos con situaciones estresantes. Nada bueno.

 

Descubrimiento 5 Los esfuerzos de la parte masculina por llenar la brecha que crecía en su intimidad no fueron efectivos. O… mis gestos románticos fueron exagerados (y fuera de realidad)

En su nuevo libro, Venus on Fire, Mars on Ice, el doctor John Gray lleva su exploración de las diferencias entre hombres y mujeres a una investigación de su comportamiento a un nivel molecular hormonal. “Los hombres y mujeres en verdad tienen química“, afirma. Una mujer produce feromonas cuando se siente cuidada por un hombre. Lo que los hombres no ven es que, a un nivel interpersonal y químico, son los detalles los que en verdad cuentan.

“Si quieres conseguir 36 puntos, no le des 36 rosas”, dice. “Le das una rosa en 36 ocasiones diferentes”.

Cuando conseguí mi primer contrato para publicar un libro, lo vi como una oportunidad de contribuir a los ingresos de la familia. Más importante, el libro hablaba sobre el año infernal y los retos que mi esposa y yo pasamos como pareja. En mi cabeza, ir a trabajar era una misión romántica para salvar el navío matrimonial que se hundía poco a poco. Lo único que mi esposa veía es que yo ya no estaba. Completamente enfocado en mi trabajo. Casi un año.Cuando me asomé a nuestra vida, me di cuenta de que el matrimonio ya había desaparecido.

Creo que el amor se muere de la misma forma en la que un corazón muere. A lo largo de la vida de una relación, todos los resentimientos pequeños y decepciones diminutas pueden acumularse como placa en una arteria, asfixiando imperceptiblemente a la intimidad (el líquido vital de cualquier relación).

Por más que desee culpar a Rose por eso, no puedo. Es una persona maravillosa (inteligente, idealista, apasionada y devota a sus hijos). Me sería más fácil para mí superarlo si ella fuese un ser humano sin valor alguno. Y desafortunadamente para ella, a pesar de mi larga lista de fallas, soy un tipo lo suficientemente decente. No, yo creo que la verdadera causa de nuestra incompatibilidad no se debe a las pequeñas cosas que hicimos mal, sino a los efectos no anticipados de las cosas que sí hicimos bien (desde enamorarnos completamente hasta tener hijos). Por eso es difícil dejarlo atrás. Pero entender esto me ayuda a mirar la relación y a comprender su significado y belleza, a pesar de sus imperfecciones. Rose es, y siempre será, el mejor error que he cometido. Si es que debo calificarlo.

Anuncios

Acerca de Gosivan

Menos es más. 🇲🇽 Tw & IG:@gosivan

Publicado el 29 noviembre, 2011 en Sexo y Pareja y etiquetado en , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: